7. Recorrido de la Judería Grande (La Morada).

Si leemos al profeta Abdías, en su capítulo 1º, versículo 20, este nos cuenta: ” y los hebreos de Jerusalén, que se encuentran en Sepharad”. Según esta sentencia algunos autores creen, que tras la destrucción de Jerusalén y su templo de Salomón a manos de las hordas de Nabucodonosor en el año 586 antes de Cristo, se produjo tal diáspora, que hizo llegar hasta  Toledo a gentes semitas de la raza hebrea.

En el año 70 de nuestra era, Tito destruyó de nuevo dicha ciudad y su templo. Más tarde, el emperador hispano-romano Adriano desterraba a los hebreos de Judea en el  año 134. Estos eventos originaron grandes diásporas hacia occidente, a donde llegaron en grandes grupos a esta tierra la cual denominaron como Sepharad, que quiere decir “país del Oeste” Esto es muy fácil de comprender, pues esta ciudad es tan parecida en algunos de sus paisajes y fisonomía a Jerusalén, que estos primeros judíos al llegar hasta aquí y asentarse,  hicieron de ella su “santo lugar” de occidente, conformando con el tiempo las juderías más florecientes de Europa.

Denominaron a esta ciudad  con su topónimo TOLEDOTH, la cual se halla en SEFARAD (ESPAÑA), referente a este lugar, añadiéndole las letras th que definen al “Ojo de Yavhé. Desde luego, el comentarista del Antiguo Testamento Issac Abrabanel, en su observación al libro de Reyes, afirma que Toledo es el más antiguo asentamiento hebreo de España.

Según el poeta lituano Milislosz, el topónimo Toledoth quiere decir “Ciudad de las Generaciones”, pues hasta aquí llegaron gentes de las doce tribus y habitaron la ciudad y los pueblos de sus alrededores, dándoles nombre. Este sentimiento no es extraño en un lugar mítico como este.

Desde luego se reconoce la presencia de los hebreos aquí, por lo escrito en los famosos Concilios Toledanos, respecto a normas dictadas sobre estos en tiempos visigodos, desde  el siglo VI al VIII, cuya prosperidad se vio menguada por las mismas, con relativos periodos de paz y de persecuciones. Por tal motivo algunos emigraban al norte del continente africano.

El llegar el Islam a occidente fue como un poco de aire fresco para el judaísmo de Sepharad.  La “judería grande” se encontraba delimitada por una muralla, que fue mandada construir en tiempos árabes, en el año 820 por el gobernador Muhayir  ben  Qatil , para tenerlos controlados. Esto hizo que esta judería fuera creciendo, llegando a ser denominada como “Ciudad de los Judíos”.

Para entrar a ella desde fuera de la ciudad,  se hacía por la  Puerta de los Judios,  denominada entonces como Bab-al Yaud,  hoy la actual Puerta del Cambrón, dando paso al primero de sus barrios, el de Assuica, que viene de “zoco”, donde se encontraban las mercaderías hebreas. Hoy es una ancha plaza en cuyo fondo observamos S. Juan de los Reyes.

En esta plaza se encuentra el antiguo palacio de los condes de Maqueda, cuyo muro exterior, es posible que fuera el muro que  separaba la antigua judería del resto de la ciudad. En lo alto de la plaza, si miramos la bella vista hacia el río, se encontraba el barrio de Chevet Alcohol.

Saliendo de esta plaza, nos encontramos con la cuesta de Matías Moreno, vulgo “Calandrajas”, en cuya parte alta se encontraba el adarve de Abengalun (Abgalón). Hay que recordar aquí, que un adarve se refiere a una forma de construcción íntima y toledana, que se forma por medio de un muro con puerta, con tejadillo o sin él, que da a un patinillo y este a un patio interior, desde donde se distribuye la vivienda en sí. En esta judería aún se pueden ver algunos.

Caminando por la calle de Reyes Católicos, enseguida encontraremos una sinagoga de las diez que tubo esta judería, me refiero a la Sinagoga Mayor o Templo Nuevo, hoy Sta. Mª. la Blanca,  cuya belleza interior encierra secretos sorprendentes, claves que aún hoy día están más vivas que nunca y que podemos disfrutar apenas la visitemos.

Estas secretas e íntimas clavículas de la sinagoga, se encuentran explicadas por mi parte en mi segundo Cuaderno Heterodoxo titulado “Geometría, mística y Cábala en Sta. Mª. la Blanca”, donde expongo desde mi punto de vista la importancia de este templo hebreo toledano, participando de su  contexto cabalístico.

Siguiendo la misma calle,nos encontramos con otro plato fuerte de la religión mosaíca, como es la sinagoga de Samuel Ha-Leví Abulafia, conocida hoy como sinagoga del Tránsito. Fue mandada construir por dicho personaje, cuya sensibilidad debió ser extraordinaria, por la belleza interior que atesora.

Exteriormente, parece estar construida según el diseño del Arca de la Alianza, el cual contenía las letras sagradas, generadoras de una potencia sin igual, de ahí su fuerza interior. En fin, toda una proeza, pues en tiempos del rey Pedro I “el cruel”  no se podía construir ninguna sinagoga más en Toledo, sin embargo esta ciudad llegó a tener nada menos que diez u once salas de oración para el “sabat”.

El estudio y su respectivo trabajo, sobre esta última sinagoga, le dejo de momento reservado para un futuro, en un próximo Cuaderno Heterodoxo, que dios mediante, exaltará el verdadero sentido de este bello y significativo salón.

Estas dos joyas, son verdaderas reliquias  muy veneradas y reconocidas en el contexto del judaísmo mundial. Pero además estas salas elevan a esta ciudad de Toledo, a ser un centro espiritual importantísimo dentro de su universo ecléctico, pues se alzan entre  iglesias y mezquitas, he ahí la verdadera tolerancia, pues desde todas ellas se ora a Dios.

Sus calles aún conservan un sabor especial, diferenciándolas de los otros barrios de la ciudad. Estas nos evocan a los personajes que vivieron en ella, con sus viejas costumbres, sus tradiciones, su hábitat o sus alimentos. En esta judería grande se mezclaban famosos personajes como ministros, médicos, rabinos, astrónomos y truchimanes, con mercaderes y gentes hebreas normales. Se extendió con el tiempo esta importante judería por la calle de las Bulas hasta la plaza de Valdecaleros.

Lo más terrible para estas gentes que nacieron y vivieron en Toledoth de Sefarad,  fue el “edicto de expulsión” que desarrollaron y firmaron los Reyes Católicos, haciéndolos abandonar su propia tierra si no se bautizaban, siendo ejecutado tal evento en el año 1492, lo que originó otra nueva diáspora, en este caso de los sefardíes hispanos, hacia otros lugares.

Todavía hoy día, siguen apareciendo vestigios de aquel pasado imperecedero, que hacen que su historia este perenne de forma indeleble en esta tierra, me refiero a los enterramientos posiblemente hebreos del antiguo cementerio del Cerro de la Horca.

Inauguré yo mismo este  recorrido nocturnal y didáctico sobre la raza hebrea, sus personajes y sus calles, titulado   “Las Juderías de Toledo”, en el año 1990.

El trabajo escrito sobre esta judería, fue en primer lugar  y tras un profundo estudio sobre la misma, una guía aún inédita, titulada “Toledo y sus juderías”, siendo registrada en el año 1991.

También escribí veintisiete guiones documentales para televisión, sobre dicha judería, concretamente para la cadena Canal 4, codirigiéndo los mismos. Se emitieron entre los años 1999-2000, con el título “SEFARDIES”.

Si alguien quiere aprovecharse de estas páginas, sabe que intelectualmente, tiene la obligacion por ley,  además de moralmente, de hacer referencia tanto del autor como de su trabajo.

Copyright  A. Vega 1990.

Para saber más historias sobre los judíos en esta ciudad de Toledoth en Sefarad, te recomiendo que busques en esta misma página, en los apartados=

Los judios y Toledo.

Recorridos:

8. Recorrido de la Judería Chica (los negocios).

“Misterios de la Judería. Subterráneos Secretos” y  sus diferentes vestigios.

En “Dibujos y plumillas con su historia”, en sus apartados “San Martín, la Cava y el Cambrón”, en “Judería, San Juan de los Reyes y Calle del Ángel” y en “Calle de Sto. Tomé y Plaza del Salvador”.

Ver también los interesantes apartados que comienzan con “Memoria de los judíos de Toledo” y sus diferentes historias en el tiempo.

2 comentarios to “7. Recorrido de la Judería Grande (La Morada).”

  1. francisco Says:

    Estimado Alejandro,

    Podrías poner a la venta los dvd en los que relatas a Toledo o al menos proporcionar una copia ???
    Muchas gracias

    • Alejandro Says:

      Si te refieres a mis documentales, me gustaría enormemente por mi parte que se pusieran a la venta, pero como “TELETOLEDO” no lo ha hecho, te recomendaría que pidieras con tesón que los hiciesen públicos y si no pide una copia haber si tienes suerte. Su página web. es http://www.teletoledo.tv
      Suerte y que lo consigas.
      Un saludo y gracias por tu estima.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: